Chimo Bayo es un icono de finales de los ochenta, cuando la música techno empezaba a sonar en discotecas por toda España, especialmente en el litoral valenciano. Hoy sigue siendo ese chaval de entonces con 58 años, como él mismo reconoce. También recalca un detalle que dice mucho de él: en su vida ha fallado a una actuación salvo una vez por una gripe. Ya tuvo que ser gorda.

Nos cuenta en el Seiscientos de Trip Troop que el rollo del «chunda-chunda» no es precisamente lo que más le guste, él defiende una música pensada, elaborada y meditada con gusto. Es autor de La tía Enriqueta, con la que empezamos la entrevista en su homenaje. También de la mítica Así me gusta a mí, que ya es raro que no la hayas escuchado una vez en tu vida aunque no sigas esta clase de música.

Aparece con las uñas pintadas de negro, que me dicen que están de moda, y con varios anillos. Uno de ellos muestra su grito de guerra: ¡HU-HA! Disfruta de este paseo galáctico y de la Tía Enriqueta, que él mismo nos cuenta al principio quién era realmente esta gran mujer.

Libro del programa: Confesiones en un 600: Las mejores anécdotas con los invitados

¡Sigue el programa en Facebook!